Cancún ha pasado en pocos años de ser una isla de pescadores a albergar a las principales cadenas de hoteles y a mantener una infraestructura turística de última generación. Todo ello le ha servido para conseguir ser considerada, junto con Acapulco, como el centro mexicano más reconocido mundialmente. Mucho ha tenido que ver con ello sus impresionantes playas que la han convertido en una importante ciudad costera y en una larga y estrecha isla conectada a tierra firme por dos puentes, uno al norte y otro al sur.

Cuando se acerca el tiempo estival siempre se nos vienen a la mente las tierras caribeñas y, generalmente, Cancún ocupa siempre el primer lugar como destino preferido. Porque esta hermosa isla es sinónimo de exotismo y de libertad. Es como un mundo aparte de relax, tranquilidad y diversión que nos hará olvidar por completo los avatares de nuestra vida cotidiana, sumergiéndonos pronto en un mundo nuevo y apasionante.

La infraestructura hotelera de esta singular isla es impresionante en todos los sentidos, pudiendo encontrarse desde los hoteles más fantásticos y sofisticados hasta magníficos alojamientos económicos que gozan de muy buenos servicios y prestaciones. Porque encontrar hoteles baratos en Cancún no resulta nada difícil.

Las vacaciones en cualquier época del año deben ser sobre todo divertidas y Cancún nos ofrece con creces esa posibilidad, debido a su variedad y a su exotismo. Tanto si elegimos disfrutar de sus hermosas playas de aguas claras y arena limpia, como si deseamos vivir unos días muy aventureros, dejándonos llevar por los múltiples Tours que nos ofrecerán o por las actividades deportivas y excursiones que nos sorprenderán; o bien, si preferimos recrearnos en alguno de sus excelentes spas en los que se mezclan las técnicas de relajación y salud ancestrales con las más modernas, siempre nos resultarán unos momentos  gratificantes e inolvidables.

Un gran fin de semana en Cancún no estará completo sin visitar y vivir el área del centro de la isla, donde encontraremos el mejor ambiente y un mundo muy variado y cosmopolita. Estarán al alcance de nuestra mano centros comerciales, restaurantes, mercado y diversión para todos. Y si hablamos de la noche, Cancún nos sorprenderá por la variedad y por lo electrizante de sus espectáculos. La gran riqueza de su ambiente se refleja en sus locales de música en vivo, en sus festivales, en sus clubs y en sus sofisticadas discotecas.

Realmente, sería interminable pretender en tan corto espacio reflejar siquiera una parte mínima de lo que Cancún nos puede ofrecer. Lo ideal es dejarnos llevar por nuestras apetencias viajeras de cara al próximo verano y elegir ese paraíso caribeño para disfrutar de las mejores experiencias de este año.

Foto: flickr.com/photos/mutantmonkey/147946137/