¿Todavía sin destino primaveral? Pues cada vez queda menos para beneficiarte de las vacaciones de Semana Santa, unos cincos días para ver a la familia, huir, dejarse llevar, hacer excursiones en la montaña o relajarse. Tú eliges el destino y en viajesfindesemana.net te aconsejamos los atractivos del norte de España como destinos turísticos.

Galicia es única gracias a sus paisajes. Pero en la ciudad, Santiago de Compostela se llena de ritos y procesiones de estos días, especialmente en la gran catedral, eje central de tales fiestas con un gran sentido religioso. Si quieres desconectar, nada mejor que reservar en una casa rural cercana a Pontevedra, donde descubrir los valles cercanos y la frondosa naturaleza verde del norte.

Algo parecido nos descubren en Asturias, protagonizada por las ciudades de Gijón o bien Oviedo donde empaparnos de cultura gracias a sus museos. Una jornada en la ciudad nos ayudará a conocer de cerca las excelencias gastronómicas y los vinos de la comarca.

Cerca de Cantabria, las excursiones a los Picos de Europa nos harán conocer mucho más sobre estos valles. Y es que el norte de España está en perfecta conexión con otros países, como Irlanda o Escocia, con una atmósfera similar, pero con personalidad propia. En Cantabria, visitar los yacimientos ruprestes de la época del paleolítico en multitud de cuevas que son Patrimonio de la Humanidad.

Por su parte, en Santander gozaremos de su playa y el paseo marítimo, además de su casco antiguo. En Semana Santa podremos ver las procesiones, los desfiles y los actos que parten de la muerte, pasión y resurrección de cristo con toda clase de actividades participativas.

San Sebastián también goza de playa. La conocida de La Concha es la más significativa, elegida por viajeros y surfistas durante todo el año. Su casco histórico viene representado por diversas iglesias donde los actos de esas fechas también son protagonistas. En Bilbao, no sólamente podemos visitar el Guggenheim sino también llegar hasta la Catedral Basílica de Santiago, el templo católico que desde 1949 alberga la sede de la Diócesis de Bilbao y punto central de las procesiones y misas de Semana Santa en la ciudad.