osuna-sevilla.JPG

Osuna es una localidad de la provincia de Sevilla que presenta una ubicación privilegiada, ya que podemos decir que está en el centro de Andalucía. De esta manera, se encuentra a una hora de Sevilla, Málaga y Córdoba, y a hora y media de Algeciras, Jerez, Jaén o Granada.
Los orígenes de esta hermosa localidad se remontan a unos tres mil años, cuando los turdetanos habitaban la ciudad, que más tarde se conocería como Urso, por la abundancia de osos en la zona. Ya en el año 44 a.C. fue refundada por Marco Antonio, cambiándole el nombre por el de Colonia Genetiva Iulia. Durante el periodo musulmán adquiere el nuevo nombre de Oxona, hasta que es conquistada por los castellanos en el 1239. En 1264 es entregada a la Orden de Calatrava, siendo de nuevo cedida en al siglo XV a D. Pedro Téllez de Girón, cuyos descendientes se conocerían como los Duques de Osuna.
Osuna es un lugar ideal para una escapada de fin de semana,  para descansar, pasear y disfrutar de su bello patrimonio y sus gentes. Posee un impresionante legado histórico y cultural, reflejo de las distintas culturas que la han habitado a lo largo de la historia y que han dejado su huella en las calles de esta ciudad. Así, podemos recrearnos con las numerosas ermitas e iglesias presentes en esta localidad como son la Ermita de San Arcadio, la Iglesia de San Agustín, de Santa Clara, La Parroquia de Ntra. Señora de la Asunción, o Parroquia de Ntra. Señora de la Victoria, entre otras. Otros monumentos de los que podremos disfrutar son La Colegiata, el Monasterio de la Encarnación-museo y el Museo Arqueológico. En cuanto a las obras civiles, podemos destacar el famoso Casino de Osuna, el Antiguo Palacio de los Cepeda, el Palacio del Marqués de la Gomera, la Plaza de Abastos o la Plaza de Toros.
Podríamos decir muchas más cosas acerca de Osuna, seguir enumerando sus  monumentos, o los motivos para visitarla. Por ello, lo mejor es descubrirla por uno mismo.